in

AMLO ante presunto hackeo a Pemex: mentiras están a la orden del día

Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, afirmó que “las mentiras están a la orden del día” luego de ser cuestionado sobre los presuntos reportes de hackeo a Petróleos Mexicanos (Pemex).

MÁS NOTICIAS:   AMLO quiere poner una placa en la Estela de Luz: 'monumento a la corrupción'

“Sí, desde luego que sí (se deslindarán responsabilidades). No, están los rumores a la orden del día, las mentiras falsas o verdades a medias. Entonces todo eso se va aclarando, todo eso se va a resolver. Hay resistencia al cambio como es normal, no es para quejarnos. La transformación se está llevando a cabo sin muchos sobresaltos, con tranquilidad, sin violencia y es una transformación”, explicó.

De acuerdo con reportes de distintas fuentes, Pemex habría sido escenario de un ataque cibernético. Las versiones más confiables detallan fue a partir de un virus que ha impedido las operaciones de comercialización con Pemex Transformación Industrial: aunque la empresa productiva del Estado informó a sus clientes sobre los “ajustes técnicos a sus sistemas” no hay una confirmación oficial. Se descarta, por ahora, que el suministro de combustibles se vea afectado; esto confirma los datos de que México es “tierra fértil” para este tipo de agresiones son alcances e implicaciones poco claros.

Ver más videos

Te invitamos a ver estos videos


La secretaria de Energía, Rocío Nahle desmintió que exista desabasto de combustible; en su cuenta de Twitter aseguró que “hay suficiente combustible en el país y distribución adecuada en todas las regiones”. Si bien destacó que “debemos actuar con orden y responsabilidad” y no hacer caso a mensajes no oficiales, aún no se tiene confirmación oficial de lo ocurrido.

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

AMLO por protesta de PF y llegada de Evo: hay alguien meciendo la cuna

AMLO pide presentar denuncias formales vs funcionarios por corrupción