in

“¡Despierta, papito, estás dormido!”, grita madre a su hijo asesinado durante manifestaciones en Bolivia |VIDEO

Al menos cinco personas murieron, al menos 50 resultaron heridas y decenas más fueron detenidas este viernes tras los enfrentamientos entre “fuerzas del orden” y cocaleros simpatizantes simpatizantes de Evo Morales, expresidente de boliviano, en la provincia del Chapare, departamento de Cochabamba, Bolivia.

MÁS NOTICIAS:   Carlos Mesa, celebró la renuncia de Evo Morales y agradeció al pueblo por la lección “histórica”

“Los muertos, todos son producto de armas de fuego”, denunció el defensor del pueblo de Cochabamba, Nelson Cox, quien responsabilizó a los policías y militares por utilizar armas de fuego para dispersar a los cocaleros.

En redes sociales, circula un desgarrador video de una madre que debe reconocer el cuerpo de su hijo asesinado presuntamente por militares bolivianos.

La mujer ingresa a un cuarto donde se encuentran, tendidos en el suelo, cuarto cuerpo sin vida cubiertos con cobijas. Al ver el nombre de su hijo escrito en una cartulina, colocada sobre uno de los cadáveres, se arrodilla sobre este y entre lágrimas comienza a suplicarle que despierte.

Después descubre el rostro del cuerpo, toma a su hijo sin vida de la cabeza y comienza a gritarle desconsolada: “Ay, papito. Despierta, papito. Despiértate, papito. Papito, estás durmiendo.

Militares y policías activaron un operativo en el puente Huayllani, en Sacaba, un sitio estratégico de conexión con la ciudad de Cochabamba, para evitar que los cocaleros del Chapare ingresaran a esa capital para expresar su apoyo a Morales, de acuerdo con la radioemisora Kausachun Coca, consultado por la agencia de noticias Notimex.

Los productores del Chapare buscaban ingresar al centro de la ciudad de Cochabamba, pero fueron repelidos por un fuerte contingente policial, con el que mantuvieron un enfrentamiento durante varias horas.

“Hemos negociado hasta más no poder y entonces cuando las cosas pretenden salirse de control la Policía tiene que tomar el mando y restablecer el orden público”, señaló Jaime Zurita, comandante de la Policía, tras retomar el control en el puente de Huayllani, en la localidad de Sacaba.

Según el jefe policial, cientos de productores cocaleros pretendían ingresar hasta la ciudad de Cochabamba de manera “pacífica”, pero al realizar una requisa se les encontró armas de fuego, bazucas artesanales y explosivos.

Los cocaleros pretendían manifestar su rechazo al gobierno de Jeanine Áñez, quien se proclamó presidenta de Bolivia el pasado martes, y respaldar a Evo Morales, mismo que renunció el 10 de noviembre y decidió asilarse en México, en medio de acusaciones de fraude en los comicios del 20 de octubre.

Ante la escalada de la violencia en el país, la presidenta interina inició un diálogo con los líderes del Movimiento al Socialismo (MAS), el partido del expresidente Morales, con el fin de pacificar al país y convocar en breve a nuevas elecciones, indicó Página Siete.

Uno de los participantes en las conversaciones, identificado como Luis Vásquez Villamor, reveló que el MAS ha impuesto como condición para desmovilizar a las organizaciones afines al expresidente Morales, que se otorguen salvoconductos a los asilados.

Vázquez considero que si el gobierno de Áñez otorga los salvoconductos que exige el MAS, ese partido debería empezar por permitir la libre circulación de gasolina en todo el país y garantizar el derecho al transporte y al trabajo. En las mesas de diálogo participan oficialistas, opositores y cívicos, con el auspicio de la Conferencia Episcopal Boliviana, la Unión Europea (UE), el gobierno de España y la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Ver más videos

Te invitamos a ver estos videos


Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

Muere líder de ambulantes del Centro Histórico tras recibir balazos

Ascienden a nueve los muertos por la represión de la protesta de cocaleros contra el Gobierno de facto en Bolivia